El llamado céntimo sanitario, o Impuesto sobre la Venta Minorista de determinados Hidrocarburos, es un impuesto que se recaudó por parte de Hacienda desde el año 2009 al año 2012 y que se declaró ilegal el pasado febrero de 2014.
Una vez declarado ilegal se abrió un plazo en el que las empresas pueden solicitar la devolución de las cantidades satisfechas por dicho concepto, siempre que las solicitudes no se realicen sobre periodos ya prescritos.
El beneficiario recibirá, en un plazo aproximado de 6 meses, tantos ingresos como número de estaciones de servicio tenga reflejados en la solicitud.
En confialia podemos asesorarle sobre ello y comprobar si realmente le merece la pena solicitar la devolución del impuesto, según sus consumos en carburante, además de aclarar todas las dudas que le puedan surgir.

Contacte para cualquier consulta.

Rellene el formulario para que alguno de nuestros profesionales pueda ayudarle.

Ir al formulario